miércoles, 16 de enero de 2013


Mutismo Electivo en Adolescentes
Nieves M.Hidalgo















El silencio es la forma que adopta el niño o adolescente para expresar su hostilidad. El silencio se utiliza como un arma y se produce generalmente en el ámbito intrafamiliar. Sin embargo, son muchos los padres que no consultan por el mutismo sino por otros problemas de conducta que suelen ir asociados a él. Las causas hay que buscarlas en una historia familiar desequilibrada, separaciones o trastornos de la relación madre o padre/hijo, difíciles relaciones con los hermanos o cualquier tipo de perturbación familiar o sexual. Son cuadros no siempre valorados, que muchas veces pasan desapercibidos en sus formas menos acusadas y posiblemente son más frecuentes de lo que se estima. Un ejemplo muy claro de mutismo electivo podemos verlo en la película "Pequeña Miss Sunshine" de Jonathan Dayton y Valerie Faris (2006). En dicho film, que trata sobre el viaje de los Hoover, una familia conflictiva y peculiar, aparece el personaje de un adolescente inmerso en el nihilismo y el silencio. Dwayne, así se llama el adolescente, es un muchacho americano que está intentando entender quién es y cuales son sus prioridades. Le desagrada profundamente su familia y hace voto de silencio para demostrar que no comparte su manera de vivir y pensar con ellos. En esta película, el protagonista elige el mutismo como muestra de rebeldía, pero hay casos en los que el adolescente o preadolescente decide callarse porque no se atreve a hablar de lo que le está ocurriendo o le ha ocurrido ya: vivencias traumáticas y estresantes que generan este bloqueo que podemos interpretar como un mecanismo de defensa ante una situación difícil de afrontar o superar.



No hay comentarios:

Publicar un comentario